domingo, 26 de febrero de 2017

HOY ES DOMINGO









  HOY ES DOMINGO 



Cómo me gusta estar de nuevo en casa 
y despertarme lleno de su olor, 
a ese café de la mañana, que siempre corre hasta la cama 
y duerme hasta el despertador. 

Hoy tengo cita con la almohada 
y una reunión con el ventilador, 
una salida con mi perro, porque él no entiende de pretextos 
y dejo en pausa mi sillón. 

Hoy, hoy es domingo, 
no hay compromisos con el reloj. 
Porque hoy, hoy es domingo, 
no hay nada mejor. 

Destapo un vino en la cocina, 
y un buen asado espera en el carbón. 
Aunque tengamos mil problemas, hoy descansamos de las penas, 
alimentando al corazón. 

Que nadie rompa este momento, 
es día de celebración, 
hay que brindar por la alegría, afuera la mala energía, 
porque, mañana lunes, se acabó. 

Hoy, hoy es domingo, 
no hay compromisos con el reloj. 
Porque hoy, hoy es domingo, 
no hay nada mejor. 

Hoy, hoy es domingo, 
no hay compromisos con el reloj. 
Porque hoy, hoy es domingo, 
no hay nada mejor. 

Hoy es domingo y no es bueno pa´ trabajar, 
hoy es domingo, el día pa´ disfrutar. 
Mañana es un día de fiesta, no me lo discuta usted, 
que yo tengo el almanaque en español y en inglés. 

Hoy es domingo y no es bueno pa´ trabajar, 
hoy es domingo, el día pa´ disfrutar. 
Pero que mira, cuando se encuentran 
dos latinos, siempre da igual, 
qué lunes, qué martes, qué miércoles, 
que siempre domingo será. 

Hoy es domingo y no es bueno pa´ trabajar, 
hoy es domingo, el día pa´ disfrutar. 
¡Dilo, Rubén! 

El domingo se va a misa, cuando abre lo espiritual, 
se reúne la familia, y amigos a celebrar. 

Diego Torres



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada